vie. Dic 14th, 2018

Cannabis cuida tu piel, beneficio comprobado

Share this...
Share on Google+
Google+
0Tweet about this on Twitter
Twitter

Algunos productos desarrollados a base de CBD, uno de los compuestos no psicoactivos del cannabis, pueden prevenir el envejecimiento y la resequedad en la piel.

Colombia ha promovido importantes normativas en los últimos años para la regulación del cultivo de cannabis y su transformación para fines médicos y científicos, con un marco jurídico tan estricto que es usado como referencia para la reglamentación de esta industria en otros países de la región. En el último año, el Ministerio de Salud y el Ministerio de Justicia han entregado ya más de 100 licencias para la producción de esta planta en el territorio nacional.

Pero a pesar del potencial de crecimiento que tiene la industria local de cannabis, aún hay tendencias como el aprovechamiento de los compuestos de la planta para el bienestar y la belleza que no han tenido presencia en el país bajo el marco regulatorio actual. Sin embargo, en otros países como en el Reino Unido ya es posible encontrar de forma regulada cremas a base de cannabis que ayudan a proteger e hidratar la piel, o en Estados Unidos es muy popular un protector labial que combina extractos de cannabis con aceite de coco y manteca de cacao que ayuda a nutrir los labios agrietados.

Numerosos estudios han probado los beneficios de productos a base de cannabis medicinal para complementar el tratamiento de enfermedades como cáncer, epilepsia, esclerosis múltiple, dolor neuropático y náuseas ocasionadas por quimioterapia. Recientemente, las investigaciones también han documentado los efectos positivos del cannabis en la piel, especialmente manteniendo el balance hídrico y previniendo condiciones relacionadas con el envejecimiento y la resequedad.

La planta del cannabis produce de forma natural algunas moléculas como el THC (tetrahidrocannabidiol) y el CBD (cannabidiol), dos de los fitocanabinoides más estudiados. La principal diferencia entre ambas moléculas es su estructura química, que proporciona diferentes efectos en el cuerpo. Mientras que el THC tiene algunas propiedades que lo clasifican como una sustancia psicoactiva, el CBD no afecta ningún parámetro fisiológico como ritmo cardíaco, presión sanguínea o temperatura corporal.

Estas propiedades del CBD permiten que se utilice en el desarrollo de tecnologías conjuntas con otros activos seleccionados para productos cosmecéuticos, una categoría de productos capaces de inducir cambios positivos en la piel, mejorando su estructura y las funciones celulares y que, a diferencia de los productos cosméticos, no solo tienen una función estética.

Aunque los consumidores colombianos ya tienen conocimiento de los beneficios funcionales que tiene el cannabis en la piel a través de cremas, gotas y pomadas de venta callejera, que reportan como ingrediente el cannabis, hasta el momento ninguno de estos productos cuenta con los respaldos científicos, pruebas de ingredientes, ni las licencias necesarias para su comercialización, lo cual abre una oportunidad en el mercado para la entrada de nuevas iniciativas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *